lunes, 6 de diciembre de 2010

WIKILEAKS para niños

.

Mi ahijada Zoe me pide que le aclare cómo es este lío de Wikileaks, que nadie en su se casa se lo puede explicar. Haré el intento. Una página web llamada Wikileaks, Wiki-filtraciones en castellano, ha publicado 250 mil documentos secretos de la cancillería de EEUU. Allí aparecen todos los trapitos sucios de los gringos. El escándalo no se ha hecho esperar. La indignación hoy corre a lo largo y ancho del planeta.


El mundo de hoy no es muy bonito. Mejor dicho es medio desastroso. Una quinta parte de la humanidad se muere de hambre y no tiene qué comer, y casi la mitad vive con las justas. Al mismo tiempo un puñado de hombres y empresas concentran en sus manos una cantidad de riqueza sideral. También hay estados muy poderosos, unos pocos, y otros muchos que son frágiles y pobres. Un país al norte de América llamado Estados Unidos, mismo gigante egoísta, es el que más poder ha acumulado sobre la tierra. Gracias a sus bancos, fabricas, medios de comunicación y ejércitos dispone de una increíble fuerza y moviliza sus fichas por los cinco continentes. Para decirlo con otras palabras, este ogro de nuestro tiempo que algunos llaman Yanquilandia, se siente con derecho de dirigir los destinos del mundo, sin ningún control y sin respetar las reglas de este juego global que se denomina Civilización. Para ello las autoridades de ese país de halcones y estrellas, donde dicen que se inventó la democracia, recurren a la fuerza bruta, la guerra, el chantaje y la presión. La diplomacia que presuntamente es el arte de arreglar las diferencias entre las naciones, conversando y dialogando, ha quedado por los suelos.


Intuíamos que en esta labor de dominar el orbe Estados Unidos no jugaba con armas limpias, pero pensábamos que con sus aliados por lo menos se mantenían las formas. Sabíamos que el loco y satánico de Bush había invadido ilegalmente Irak y Afganistán, pero desconocíamos que con el resto de países con los cuales se vivía aparentemente en paz, se escondían las cartas bajo la mesa y se actuaba con ninguna decencia. Hoy gracias a la Internet y a un señor australiano llamado Julian Assange hemos conocido que la política mundial esta envuelta en el secreto y en la mentira, en el cinismo y la trampa. Que los gringos no tienen ninguna ética. Que a cada rato arrojan al suelo el tablero de juego. Que todo el discurso sobre la libertad y el mundo libre es pura palabrería hueca y barata. Que Estados Unidos, que se autoproclama el gendarme del mundo no respeta ni las más elementales normas de convivencia pacífica y de respeto entre los estados. Que sus diplomáticos y embajadores son unos simples espías al servicio de los poderosos de la tierra. Que ni las Naciones Unidas se salvan de los agentes de Kaos, que tienen su cuartel general en la ciudad de Washington.


Pero los documentos secretos que han salido a la luz por obra de Julián Assange y su página web han demostrado también que todos los políticos extranjeros con los cuales se relacionan los gringos son tan granujas como ellos. Que gobiernan a espaldas de sus pueblos. Que las llamadas democracias son una ficción y una farsa. Gracias a internet y a Julián Assange los ciudadanos comunes y corrientes como nosotros ya estamos enterados de cómo se maneja el mundo. Los poderosos son más feos de lo que pensábamos. El dinero, el poder y los intereses turbios y sucios dirigen el destino de la humanidad. Una pandilla de ejecutivos y políticos que actúan como una secta de delincuentes está llevando a la especie humana por un camino horrible y equivocado. Somos las marionetas de un titiritero feroz y perverso.


¿Qué hizo Julián Assange para desnudar de esta manera tan cruda a los lobos de la tierra? Algo aparentemente sencillo. Fundó una página web llamada Wikileaks para que los cibernautas de todo el mundo colgaran denuncias, filtraciones, documentos comprometedores, papeles celosamente guardados por gobiernos y empresas. Y poco a poco la página se ha ido llenando de miles de informes ocultos y confidenciales, rumas enormes de papeles marcados con el sello de “secreto de estado”, que delatan cómo se gobierna hoy esta bella esfera azul. ¿Puede acaso funcionar la democracia si a los ciudadanos se nos oculta todo? ¿De qué sirve nuestro voto si no hay ninguna transparencia en los gobernantes y éstos obran a escondidas? ¿Para qué somos llamados ciudadanos si no podemos conocer los tejes y manejes de los potentados? ¿Puede acaso existir igualdad y fraternidad entre los hombres si se nos mantiene ignorantes de lo que verdaderamente pasa?


Julián Assange, Wikileaks y los miles de ciber-corderos del espacio le han quitado el disfraz al lobo. Así hemos descubierto que la democracia para los ricos y fuertes es una coartada, que interesadamente confunden diplomacia y espionaje, que no somos ciudadanos sino muñecos descartables, que los países más poderosos de la tierra no dudan en cortar nuestros derechos como personas, cuando se trata de defender sus turbios intereses. Que la guerra es la última arma de los poderosos y que no dudan en asesinar personas para seguir defendiendo sus privilegios. Hoy Julián Assenge teme por su vida. Los lobos lo han amenazado de muerte para que no siga revelando los oscuros designios de la jauría.


Algo ha cambiado después de Wikileaks. Ya no somos esclavos de nuestra ignorancia. Nos hemos escapado del redil en que nos habían acorralado. El control de la información que detentaban los gobernantes y que era el látigo con el que nos mantenían sojuzgados, hoy se ha roto en mil pedazos. La tortilla se ha dado vuelta por obra de Internet. Como la red de redes carece de centro, es muy difícil detener esta tempestad de denuncias. Ya no es posible seguir escondiendo nada. Las fugas de secretos son imposibles de rastrear. Se cierra una web y se abre otra. El mundo se entera en tiempo real de todas las porquerías de los gobiernos y de la glotonería de los lobos carniceros.


Es curioso. La lucha por la libertad y la democracia hoy se da en el ciberespacio. Como en un cómic de superhéroes, el capitán Assange está venciendo a las fuerzas más torvas de ciudad Gótica. Batman a su costado parece un vulgar super-ratón, y Hillary Clinton, la secretaria de estado norteamericana, no es otra cosa que el Guasón con faldas.

miércoles, 27 de octubre de 2010

Kirchner en su ley


Ha muerto Néstor Kirchner de un ataque fulminante, en su ley. Tras su marcha, la Argentina va a tener que aprender a convivir con su sombra y con su mito. Me atrevo a decir que hoy ha nacido una figura mucho más importante que Perón e incluso más que Santa Evita. Kirchner el hombre de la gran nariz y la mirada bizca, sabía mirar a todas partes y esquivar los golpes con habilidad. Astuto, sagaz y compulsivamente trabajador, extrajo a la Argentina del marasmo en que lo sumieron Menem y de la Rúa, reconstruyó la democracia, generó un proyecto viable y alternativo al neoliberal y sobre todo sacó a las pobres de la decepción y la carencia. Hoy mientras escribo estas líneas seguramente saldrán a despedirlo millones de piqueteros y desheredados, a quienes Kirchner renovó la esperanza y la fuerza. Saldrá también la clase media lúcida y pensadora mientras los que perdieron sus privilegios, digamos los funcionarios de las trasnacionales, el cogollo de la Rural y los políticos de viejo cuño, dormirán acunados por una oscura satisfacción. Hace tiempo que le deseaban la muerte porque Kirchner los humillaba siempre. Incluso hoy las acciones de Wall Street subieron como la espuma. Buen síntoma. Ser hostil al libre mercado es una condecoración

Kirchner demostró que una democracia más justa era posible, que el país con sus riquezas y sus gentes merecía un futuro mejor, y que el ingreso nacional podía ser mejor distribuido. El ex presidente por otro lado saldó la deuda que la Argentina tenía con los derechos humanos, abrogó la impunidad y cerró el círculo maldito de los autoritarismos del siglo XX.

La muerte de Kirchner efectivamente cambia el panorama político argentino. ¿Estará Cristina a la altura de las circunstancias? Lo dudo. Ella no tiene ni las agallas, ni la persistencia, ni el carisma, ni la lucidez de su marido. ¿Ha muerto el kircherismo? Es lo más probable pero en el imaginario colectivo siempre quedará su figura como sinónimo de un politíco y estadista de garra. Sin duda Kirchner salvó a la Argentina del filo del abismo. Solo me queda reiterar un juicio del poeta Juan Gelman: “fue el creador de un proyecto de país nuevo que siguió impulsando, a pesar de los intereses de siempre, más atentos al bolsillo propio que al pueblo argentino”.

sábado, 21 de agosto de 2010

Los héroes de la pantalla (tomado de la revista Somos) /Jeremías Gamboa

Rafael Delucchi durante la filmación de Alias la gringa

Más allá de Robles Godoy, hay otro héroe singular en el cine nacional: Rafael Delucchi

Armando Robles Godoy falleció durante el XIV Encuentro Latinoamericano de Cine de Lima y la coincidencia resultó aleccionadora. Precisamente en el año en que más y mejor producción nacional hemos mostrado, el director que labró en solitario la primera obra personal de nuestro país desde un completo páramo nos dejó para siempre. El hecho nos llamó la atención desde sobre la importancia de quienes desde hace mucho tiempo atrás han hecho posible la efervescencia creativa de la que ahora nos felicitamos. Robles Godoy es sin duda el gran héroe del cine peruano.

Sueños de cine

Pero no es el único. De hecho el homenaje más sentido que se haya hecho a los pioneros del cine peruano no se dio en el marco del festival internacional sino en la cabeza de un hombre de que ha pasado los últimos diez años de su vida recostado en su casa , sea escribiendo, pintando o viendo películas. Ese hombre se llama Rodrigo Núñez Carvallo y acaba de publicar una espléndida novela. Sueños Bárbaros, que no solo es un fresco logrado de de los años de pesadilla que vivimos entre finales del primer gobierno de García y la caída de la dictadura de Fujimori. Sueños Bárbaros es ante todo el más conmovedor testimonio de la tenacidad de muchas personas que eligieron dedicarse a un oficio tan complejo como y demandante económicamente como el cine en un país sin medios. La narración se centra en la figura de Rafael Delucchi, un personaje de la vida real que fue actor de segunda línea en series y novelas como Gamboa y Carmín, en los años ochenta , crío jaguares en su casa, estudió cine en La Habana y consagró vanamente sus sueños y energías a convertirse en aquello que una época y una situación económica determinada no le permitieron, a él ni nadie, que estuviera vivo: ser director de cine en el Perú.

“Debo confesarlo”, ha escrito Núñez Carvallo después, “esta novela nace de una frustración. Siempre quise hacer películas y ser cineasta”. No es extraño , por eso, que los protagonistas de su novela, -el gordo Delucchi, claro, pero también el ex-pataclaun Pipo Gallo y una recatafila de estudiantes de estudiantes de cine de Lima- se enfrenten desgarradamente al hecho feroz de tener que dedicarse al séptimo arte en el lugar y el momento equivocados: la Lima de los ochenta. Sumidos en una ciiudad sometida a cortes de energía eléctrica y casi sitiada por el fanatismo extremista , bajo una hiperinflación que pulveriza la posibilidad de cualquier inversión en arte los personajes de esta novela jamás pierden la fe en el cine y en su magia: montan una pequeña Cinecittá en la casa de Barranco de Delucchi ha rescatado del abandono y solo respiran cine. En la refrigeradora no tienen comida pero sí rollos de película. , en las paredes no hay cuadros sino un fichas de un quimérico film; los atentados, matanzas y ejecuciones que ocurren en la ciudad son para ellos también posibilidades dramáticas de una futura e improbable cinta. Si las criaturas de Sueños Bárbaros conmueven es porque de algún modo han vencido a su entorno o están abocados a caer gloriosamente ante él, como soldados que no renuncian a su misión.

Mucho más que un premio

¿No hay algo completamente heroico en eso? Sin duda, Lo fue el rodaje de de la película Alias La Gringa de Chicho Durant, en el año 1991, en la cual el Rafael Delucchi real actuó como extra. La novela recrea ese proceso y uno se da cuenta al leerla que tanto Durant, como los que lo asistían, estaban realmente locos. En uno de los momentos más memorables y cómicos de la novela, el Delucchi personaje recibe, en representación de Durant, y de manos del propio Armando Robles Godoy el premio a mejor película nacional por Alias la gringa, en un año en el que solo se filmó Alias la gringa. A diferencia de la clausura del festival del sábado pasado, en la que tres cineastas peruanos recibieron sendos premios internacionales por la excelencia de sus trabajos, en aquella ceremonia de 1991 el galardón parecía más un premio a la resistencia. Creo ahora que en ese encuentro Robles-Delucchi se sintetiza casi toda la historia de nuestro cine. Sabemos muy bien qué representa allí la figura de Robles Godoy. El gordo Rafael Delucchi encarna por su parte la figura de centenares de posibles cineastas que jamás pudieron materializar la película que llevaban en sus cabezas por razones que los excedieron; esos sueños bárbaros de ser como los cineastas de hoy en un país sin festival ni Conacine, sin brújula ni norte posible.

sábado, 14 de agosto de 2010

“El cine de Robles Godoy siempre fue de vanguardia” / CARMENROSA VARGAS


Murió a los 87 años pero su legado será imperecedero. Armando Robles Godoy, el cineasta peruano que utilizó el lenguaje cinematográfico para hacer poesía, nos dejó este martes 10 de agosto. Dueño de un coraje encomiable, apasionado por la creación y las artes, encontró en el cine el lenguaje misterioso desde donde expresarse. PuntoEdu conversó con Carmenrosa Vargas, una de sus muchas alumnas que recuerdan de él no solo su arte sino su compromiso y pasión. Sirva este testimonio como un homenaje al maestro.

¿Cuándo conociste a Armando Robles Godoy?

Mi encuentro con él fue cuando ingresé a la Facultad de Ciencias de la Comunicación de la Universidad de Lima en 1993. Robles Godoy ha sido un referente audiovisual para cualquier estudiante que haya empezado a estudiar cine en los años 80. No tendría duda en decir que es el mejor realizador del último cuarto del siglo XX. Si bien Lombardi es el más conocido internacionalmente, Robles Godoy es el más influyente.

Claro que hay nuevos y extraordinarios cineastas, cada uno a su estilo, pero nadie puede dejar de reconocer la importancia de Robles Godoy para la cinematografía nacional. Él trata de hacer poesía con la imagen cinematográfica y creo que eso es lo que debe hacer todo cine. Él se acercó, lo logró, jugó con eso, no hizo un cine literal, sino que jugó con los sonidos, con lo simbólico, con los colores, con la construcción de atmósferas.

¿Cómo describirías el cine de Robles Godoy?

Sus películas son descarnadamente nacionales, filmadas con coraje y con ganas de decir las cosas. Es un director que no ha tenido miedo en arriesgarse, en probar con el lenguaje cinematográfico. Tiene un lenguaje sumamente artístico y de vanguardia. Fue un verdadero vanguardista desde que comenzó a hacer cine. Recordemos que, algunos años después, Robles Godoy fue de los primeros en asumir la tecnología digital sin miedo (Imposible amor, 2000), no solo poniéndola como una manera de abaratar costos para la producción, sino porque entendió que le iba a dar otro lenguaje al cine. La tenía clara.

Estéticamente, la obra cinematográfica de Robles Godoy tiene un sello particular.

El cine de Robles Godoy es un cine con carácter que no le tiene miedo a los primeros planos, a los silencios, a los sonidos, a dejar que la imagen hable por sí misma, es cinematográfico, no es literatura en imagen, no es teatro en imagen, no es televisión en imagen, pues Robles Godoy hace honor al lenguaje cinematográfico, algo que se ve en la Muralla Verde, que es mi película favorita a nivel nacional.

Es una bella película. ¿Qué recuerdos guardas de la primera vez que viste este filme?

La primera vez que vi la Muralla Verde (1970) fue cuando estaba estudiando Ciencias de la Comunicación aproximadamente en el año 1994. Me impresionó, ya que no había visto ninguna película parecida. Es una historia de amor, trágica, con un final trágico, pero de alguna manera deja la leve esperanza que el sol sale al día siguiente. Es la historia de un hombre que se va a la selva del Perú a colonizarla, en la época donde este territorio era aún más inhóspito que ahora. La película muestra cómo él se va cuestionando la decisión que tomó y poco a poco suceden una serie de cosas que te quitan la respiración. Este ritmo se vuelve cada vez más vertiginoso sin necesidad de efectos especiales o banda sonora, sino gracias al buen ritmo, a la buena construcción de planos, al buen uso de la naturaleza y el espacio. Es una clase de cine, una verdadera obra maestra. Sin desmerecer a los nuevos cineastas esta es la mejor película peruana de lejos.

¿Cuál es la influencia que tienen las cinematografías extranjeras en la producción de Robles Godoy?

Él tiene mucha influencia del cine europeo, del cine francés, italiano, alemán, por ahí es su estilo. Más allá de que este fuera muy propio, muy personal, se nota que tiene dicha influencia, más que del cine norteamericano. Godard, Truffaut, el neorrealismo italiano, Antonioni, el cine de post guerra. Bresson es un fuerte referente en él.

El trabajo de Robles Godoy fue también muy importante en el campo de la docencia.

Por supuesto, él tuvo una academia de cine. Quería hacer un cine práctico, menos académico. Si bien algunos no se dedicaron completamente al cine, la gente que pasó por sus manos siempre quedó vinculada al arte. Javier Corcuera se reclama su discípulo, por ejemplo. Además, mucho del trabajo que realizó ha tenido que ver con exigirle al Estado un mejor lugar para el cine, hacer que el estado comprenda que los cineastas son importantes para transmitir la reflexión sobre la sociedad. Pienso que esta internacionalización o globalización que está teniendo el cine peruano actualmente se le debe al trabajo burocrático que ha realizado Robles Godoy. Ha sido un verdadero luchador por el cine peruano

Entrevista: Ricardo Reátegui Marchesi

jueves, 29 de julio de 2010

Votante barranquino: ¿Decisión Ciudadana o Fuerza Social?

Barranco en 1940. RNC


Barranco se levantó contra el metropolitano. Gentes de todos los sectores, posturas y credos se unieron en un amplio movimiento para salvar nuestro distrito de la incuria de Castañeda y la ineptitud de Mezarina. Durante casi dos años en cientos de reuniones, acciones y diligencias se concertó un amplio movimiento cívico para evitar la destrucción del distrito más hermoso de Lima. Se hicieron dos grandes marchas, amplios sectores tomaron conciencia sobre el destino y las soluciones para Barranco, y se organizó un estado permanente de alerta vecinal frente a los atropellos de las autoridades.


El movimiento social estaba en auge, los barranquinos se habían unido detrás de una fuerza cívica que buscaba extirpar definitivamente del gobierno municipal a delincuentes como Del Pomar, cuestionar la estupidez tramposa de Mezarina (que hoy está con el lumpen de Cambio Radical), y alejarse del inmovilismo del PPC que solo se acuerda de Barranco en época electoral y que cree que con coloridos mandilitos y polos se conquista el poder municipal. En fin, no queríamos un Metropolitano que partiera el distrito en dos y dificultara mas el transporte, pero tampoco que se remataran las playas, privatizara la vista al mar, se robara los acantilados, y la ruindad amenazara casonas y calles. Tampoco un Barranco convertido en chupódromo En síntesis, queríamos impedir que las autoridades-delincuentes, siguieran usando Barranco, para cutrear y destruir.


Salvemos Barranco era un movimiento ejemplar hasta ese momento. Pero parece que las elecciones municipales que se acercaban exacerbaron algunos personalismos y un pequeño grupo, sin esperar una candidatura unitaria de Salvemos Barranco, se abrió y fundaron Decisión Ciudadana, aunque el precio fuera quebrar el movimiento entre gallos y medianoche. Esa es entonces el origen torcido de dicha corriente. La angurria del poder, su partida de nacimiento. Hasta entonces nadie conocía al arquitecto Rodríguez ni al arquitecto Barrientos, dos desconocidos profesionales que no ocultan sus ambiciones y que lideran el grupete de marras.


Este fraccionamiento supuso una desmoralización muy grande para el movimiento cívico barranquino. Usando las artes más bajas alejaron a mucha gente valiosa, se apertrecharon en alguna casa solariega y se alejaron del pueblo barranquino haciendo gala de un sectarismo y un estilo de hacer política francamente deplorable, alejado por completo del hombre de a pie.


¿Por que rompieron Salvemos Barranco? La organización vecinal molestaba a sus intereses personales. Lo lógico hubiera sido que dentro de Salvemos Barranco se esbozara una candidatura unitaria pero ellos no quisieron esperar. La angustia del poder es así. Sin embargo, casi al cierre de las inscripciones Susana Villarán y Fuerza Social decidieron lanzar en Barranco a Javier Alvarado, promotor original de Salvemos Barranco, y luchador por el distrito de larga trayectoria. Alvarado ha sido el màs encarnizado enemigo de los tristemente célebres Gálvez, Del Pomar y Mezarina. A través de colectas y el apoyo de la comunidad ha ganado varios juicios a dichos poderosos delincuentes. Ese historial lo hace merecedor a gruesos calificativos del advenedizo Barrientos. Se le cuestiona que no tenga trabajo e ingresos. Si no es chamba pasarse una década en el poder judicial, lidiando con los corruptos, qué es trabajo por Dios.


Pero el colmo ha sido ayer cuando Barrientos en Facebook proclamaba a los cuatro vientos que debían hacer voto cruzado hasta con el indeseable Kouri. Qué fue de la decencia de Decisión Ciudadana. Yo como ciudadano barranquito me niego a acatar dicha disposición que demuestra la calaña moral de los que intentaron romper Salvemos Barranco. Basta de improvisados y oportunistas. En Barranco hay que votar por Fuerza Social y por Javier Alvarado. Las bases auténticas de Salvemos Barranco están con ellos.

viernes, 2 de julio de 2010

"SUEÑOS BÁRBAROS" acaba de salir

Pronto en librerías


Cine y literatura fundidos en una novela

Eres un desperdiciado. Ésas fueron las últimas palabras de Cristina cuando me fui de la casa. Desperdicio, basura, todo lo que no sirve o ya se echó a perder. Perderse, seguro que yo estaba perdido. De acuerdo, Cristina. Soy un desperdiciado. No tengo nada que hacer al lado de una mujer tan sensata y triunfadora. Me voy. Quédate con todo, no me importa. Quédate con la casa, con la chacra, con los muebles, y con la cebichería que pusimos juntos. Sólo quiero mi vieja camioneta y mi libertad para seguir fracasando...

Tras separarse de su mujer, sin más recursos que las armas de la imaginación, Rafael Delucchi emprende el sueño de su vida: hacer una película. En la ruinosa casa en la que se instala, Rafael albergará amigos, mujeres, saltimbanquis, efímeros visitantes, cámaras cinematográficas, insólitos huéspedes y guiones secretos. Pero ni la casa ni sus habitantes podrán escapar indemnes a la violencia y el descalabro de la Lima de los años noventa, siendo el último bastión de un grupo de cinéfilos que se empeña en construir una realidad alternativa, frente a un mundo tenebroso y absurdo.

La novela también es una indagación estética sobre los vínculos entre la literatura y el cine, sus conexiones y discontinuidades, además de una reflexión sobre la realidad, la ficción y la meta-ficción en el arte. La obsesión por los metafilmes que persigue a los personajes, también convierte a "Sueños Bárbaros" en un tratado de cinematografía. De esta manera la novela de Rodrigo permite múltiples registros y tiene varias lecturas y niveles.

“¿De qué trata tu película?”, pregunta la Ardilla, con una sonrisa insidiosa. “No sé, de un muchacho que sueña con hacer un metapelícula. De un pata que se mete de terruco para vengar a su viejo, de un gordo que busca el sentido de la vida. De un momento horrible y jodido de la historia del Perú. Del cine como duermevela. De muchos ingenuos soñadores…”. “Ay, Pipo. Sueños, solo sueños… ¡Sueños bárbaros!”, canta la Ardilla como si se hubiera sacado el Oscar de la academia…

La pasión por el cine, la persistencia de la voluntad y el amor a la libertad son las claves que dan unidad y sentido a esta conmovedora historia.

viernes, 18 de junio de 2010

LOS NUEVOS GUANEROS DEL GAS: No a la exportación

La historia se repite. Nuestros recursos naturales terminan dedicándose al enriquecimiento ilícito de cuatro trasnacionales petroleras y una collera de sinvergüenzas nativos aupados al estado. Ya no se trata de la caca de las aves guaneras, sino algo más importante, el gas de nuestra selva.
En los noventa revirtió al estado el lote 88 de Camisea, después de que Schell desistiera de seguir el proyecto tras invertir 300 millones de dólares. Ello permitió que el gobierno de Paniagua destinara esta producción exclusivamente al mercado interno, ganando la licitación el Consorcio Camisea (Hunt Oil, SK Energy de Corea, Pluspetrol, Techint). Posteriormente se descubrió más gas en el lote 56. Este yacimiento fue asignado a Repsol, por adjudicación directa.

A finales del gobierno de Toledo, sin embargo se firmó otro contrato entre gallos y medianoche, ahora para la exportación del gas, con Perú LNG. Este conglomerado empresarial está integrado también por Hunt Oil y SK Energy de Corea, en mayoría, además de una participación más pequeña de Repsol y Marubeni. Pero como las reservas del lote 56 no eran muy grandes no se les ocurrió mejor cosa que conseguir “prestarse” dos billones de pies cúbicos del lote 88, cosa expresamente prohibida por ley, ya que este yacimiento estaba destinado a garantizar el abastecimiento del mercado interno por un “horizonte permanente” de 20 años.

Como ha denunciado Humberto Campodónico, los mandamases de Perú-LNG lanzaron una ofensiva lobbista usando a conocidos ministros toledistas para cambiar todo el ordenamiento legal de entonces. Cuánto cobraron Quijandría y el gringo Kuzcinski en cuentas offshore es un misterio, pero lo cierto es que le tendieron la mesa a este consorcio con un contrato tramposo ya que exportarán nuestro gas comprándolo al consorcio Camisea (del que también participan) a un precio irrisorio. Menos de la mitad de lo pagan los termoeléctricas. Típica jugada monopolica. Hunt Oil (que es miembro a la vez del consorcio Camisea y de LNG Peru) le compra a Hunt Oil a un precio inferior al del mercado interno y después lo revenderá a precios muy por encima, obteniendo una sobreganancia exorbitante. Pingüe negociado el de estos granujas.

¿Cuál es el objetivo de Perú-LNG? Hurtarnos, usurparnos, apropiarse de la renta gasífera que es de todos los peruanos por provenir de nuestro suelo, y generar una inmoral sobreganancia con el juego de los precios. La riqueza nacional del gas irá como por un ducto a los bolsillos de esta empresa perversa e inescrupulosa. Recordemos que Hunt Oil, con Halliburton fueron instigadoras de la guerra de Irak para apropiarse del petróleo del Medio Oriente.

Venderle a precio de huevo nuestro gas a la empresa Perú-LNG, y con magras regalías además, para que ésta después obtenga ganancias siderales es puro entreguismo, antipatria de tintineante sonido metálico, ratería de baja estofa. Se están cargando el gas y solo el sur protesta. Nuestras reservas son menores a lo estimado y los “técnicos” del ministerio de Energía y Minas han tenido que inventar todo un laberinto semántico para justificar este despojo. Ahora resulta que las reservas recuperables son lo mismo que las reservas comprobadas. Vaya galimatías de estos nuevos consignatarios, de esta “rosca” instalada en el centro del estado y que hoy cuenta con la activa participación de los apristas que quieren estar en la repartija del botín. A mí que no me digan que los petro-directores y el ministro Pedro Sánchez no están en la colada. Que el patrocinio de Perú-LNG no tiene precio. Que Alan no recibirá su Alita.
Siempre me he preguntado qué promueve esta alianza entre empresas estafadoras y una gavilla de burócratas arropados con el más sofista lenguaje neoliberal. Solo tengo una respuesta: cuentas secretas en paraísos fiscales, mientras para el ciudadano común este robo del gas significará menos escuelas, peores sueldos, una atención de salud de muerte, ver fugar la riqueza ante nuestros ojos estupefactos.

Hoy como ayer aparecen los consignatarios del gas urdiendo el gran megarrobo del siglos XXI, a cuya sombra el botín del guano parece ridículo. El malhadado banquero Kuzcinski parece el representante de Augusto Dreyfuss y la Societè Generale. Toledo como el pequeño Piérola, populachero e inconsecuente, va de la mano de Alan que es el Balta, inepto y tramposo. No hemos aprendido las lecciones de la falaz prosperidad y el abismo subsiguiente a los que el guano nos condujo. Se trata de la misma farsa peluda de hace 150 años, sólo que ahora estos pendejos no dejarán ni trenes.


sábado, 24 de abril de 2010

Carta al cura Stiegler, defensor de pederastas y monstruo de la Nunciatura

Carlos Maria Stiegler Moehring, promoviendo un denigrante espectáculo en la Nunciatura.

Tras el lamentable espectáculo, le escribí esta carta a Carlos Stiegler:

Te respondo aunque no lo mereces. Has estado patético en la nunciatura. Pero por la memoria de Oscar Romero, que fue amigo tuyo y amigo mío, me veo en la necesidad de hacerlo. Claro que sé quien eres y te escribí sabiéndolo. El apellido Stiegler Moehring no es común en Lima. Eres el hermano menor de una amiga de mi juventud. No ignoro nada de ti. Conozco tu historia y tus problemas. Por eso no me cabe en la cabeza que palabras tan oscuras, intolerantes y poco compasivas hayan salido de tu boca hoy día en la puerta de la Nunciatura. Los gays no son obra del demonio, ni el movimiento que lucha contra el encubrimiento de la pederastia es diabólico. No tires piedras que el techo de vidrio se te puede venir abajo. Lo tuyo es puro fanatismo homofóbico, defensa irracional del mal y la injusticia, anticristianismo de la peor calaña sobre todo si procede de un supuesto predicador del dios del amor. Sed de poder, hipocresía y ausencia de bondad. Eres el pater, como presuntuosamente te llamas, de las peores causas. Tal dosis de odio, solo puede provenir del miedo, el temor y la represión sexual. Pobre por ti, por tu iglesia, tus preceptores y tu papa.


Sirvan estas líneas para explicar por que hay tanta pedofilia entre los curas católicos. El asunto es viejo y quizá haya que retroceder hasta Saulo de Tarso, un fanático converso nacido en Asia Menor que tenía seguramente un trauma sexual y que nunca conoció a Cristo, por lo que es un falso apóstol: Le apestaban las mujeres y el ejercicio de la sexualidad le producía una extraña desazón. En sus múltiples y aburridas cartas a los cristianos de aquella época reiteraba hasta la obsesión su miedo al placer. Pero en su tiempo mucho caso no le hicieron. Las mujeres siguieron oficiando ritos, los sacerdotes se casaban y el mundo seguía copulando como siempre. Pero en la Edad Media se necesitó asegurar el patrimonio eclesial prohibiéndose el matrimonio de los curas y los obispos. El vil metal y las propiedades eran más importantes que el servicio a la feligresía. La eterna confusión entre estado y religión que termina desnaturalizando a la segunda. En aquellos mismos tiempos se hizo la compilación de los textos bíblicos y se enfatizó el refreno del sexo y de la homosexualidad. Desde entonces los conventos y monasterios se convirtieron paradójicamente en un buen lugar para ascender socialmente y esconder las “desviaciones sexuales”. El mejor closet del mundo, el armario para ocultar bajo el sigilo y la culpa las pulsiones más oscuras. Además los curas entraban muy chicos al convento, cuando la sexualidad era todavía ambigua, y la férrea represión los detenía en estadios primitivos de su desarrollo.. En contacto con los niños, en colegios y parroquias, hace siglos que abusan de ellos con la mayor impunidad. Cardenal Bertone, la pederastia nace de la contención, irracional e imposible, no de la homosexualidad.

Erradicar la pederastia no es posible exacerbando la represión de los impulsos como pretende Ratzinger y la conservadora curia. Tarde o temprano los diques rebalsarán de nuevo. La única salida es liberalizar la obsoleta moral sexual del catolicismo y permitir que los curas, incluso los que son gays, se casen o tengan pareja. Pero las testas de los cardenales serán incapaces de comprender esto. Por eso encubren a los curas y obispos pederastas, tal como lo hace el impresentable padre Carlos María Stiegler. Las palabras de este sábado junto a la nunciatura solo demuestran un autodesprecio por su vida y su pasado, y constituyen una ofensa al recuerdo de nuestro común amigo, que era gay y que murió de sida.


. .



jueves, 22 de abril de 2010

Samaranch: El hombre que mató el olimpismo

Hace pocos días se murió un catalán, franquista y pro-nazi, que durante 20 años dirigió el Comité Olímpico Internacional. Bajo su gestión el olimpismo se convirtió en un negocio redondo, pero se perdió el sentido heroico y épico que tenían los Juegos dedicados a Zeus: Más alto, mas rápido, mas lejos. Hoy el legado del Baron Pierre de Coubertin ha sido miserablemente reemplazado. por: más plata, más plata, más plata. El deporte amateur ha muerto por obra de este zamarro, acusado de coimas y negociados pero nunca investigado porque se amparó en los fueros del COI.

Mientras su ataúd era cargado por una pléyade de deportistas y del jet set internacional me preguntaba: ¿No es inmoral el olimpismo de hoy? Sí creo que sí. El dinero se ha convertido en el supremo objetivo del deporte y ya no queda nada del ideal formativo y estético que tuvo con los griegos. Samaranch traicionó a Coubertin y se alió con las grandes trasnacionales para convertir todo en showbisnez. Los atletas han sido arrojados a las fauces del mercado. Hoy los Juegos Olímpicos ya no cumplen ningún papel pedagógico en la juventud. Han sido expropiados de su sentido. Son solamente una marca registrada, administrada por una sarta de pirañas. Para nadie es un secreto que el COI es un nido de corruptos, de empresas que pugnan por favores y prebendas, de esteroides, anabólicos y hormonas, del dopaje más solapa. Bastó ver a Usain Bolt en Pekin para que todo el mundo se preguntara ¿Estará dopado? Todo ello es la herencia maldita y mercantil de Samaranch. Tremendo hijo de Mercurio que solo clamaba: más récords, más espectadores, más auspicios, más dinero.

De la misma manera me pregunto si no es inmoral que los pases de los futbolistas frisen los 200 millones de dólares, que la Foquita Farfán exhiba casacas de 10 mil dólares y autos de medio millón. El mundo está de cabeza. Tener dos patas y un poco de habilidad no puede reemplazar la cultura y la educación.

PS: Mi amigo Armando Pillado me comenta que en los últimos 20 años la riqueza ha crecido enormemente en las clases media y alta mundiales, y todo lo que ahora consumen es de lujo, refinadísimo, exigentísimo. En China nomás hay 300 millones de patas con salarios de cien mil dólares al año, y luego están USA/Europa, los Tigres de Asia, etc. Hay hasta preparadores de Porsches (autos que son el súmum) para los árabes saudiés, que los suben de precio de $100,000 a $500,000... Una locura! Todo lo superfluo ha crecido una enormidad, y la publicidad asociada a los deportes y a la TV mueve miles de millones, con el nazi de Samaranch o cualquier otro Zafarranch...

Diana Cornejo señala:
Tienes toda la razón, Rodrigo. El mundo está de cabeza. También me escandalizó ver a Farfán, que tuvo todas las oportunidades del mundo y que se educó con nuestras hijas, alardeando de una fortuna inmoral desde todo punto de vista. El mundo está de cabeza: es una atrocidad que tantos chicos se mueran de hambre, que haya tráfico de personas, que haya esclavitud, que se deprede el medio ambiente por razones económicas, que se trafiquen armas y se fabriquen guerras.

domingo, 18 de abril de 2010

Iwasaki vs. Bryce: A propósito de plagios y de un artículo de Rocío Silva Santisteban


Si desea lea primero el artículo de Rocío Silva Santisteban: http://www.larepublica.pe/kolumna-okupa/18/04/2010/bryce-e-iwasaki


El plagio de Iwasaki fue un pecado de juventud. Su obra literaria posterior, no sus escritos “más ideológicos” que son deleznables*- lo confirman como un autor de talento. Me encantó Inquisiciones Peruanas por ejemplo. Lo de Bryce es en cambio apogeo y caída, la gloria seguida de una prolongada decadencia, enfermedad senil del alma, pereza mental. Sus últimas novelas son lamentables. No quisiera estar en su pellejo.

Si para uno el plagio fue un golpe a la soberbia juvenil, para el segundo solo le supuso exacerbar su cinismo y su blandenguería moral. Mientras Bryce escribió todo lo bueno antes de los treinta años y hace treinta que no nos sorprende con nada de valor, Iwasaki ha ido de menos a más. Si para uno el exilio fue voluntario, socorrido y bien rociado, para el otro fue un escape de la vergüenza pública, y un ejercicio duro y cotidiano de la persistencia literaria. Dicho esto, quizá dentro de un siglo solo recordemos el maravilloso mundo de Julius y la novela mundo que Iwasaki nos debe. Todo lo demás será anecdótico y circunstancial, extra literario si se quiere. ¿La sombra del tráfico de armas afecta acaso la figura de Rimbaud?


*Nación Peruana: entelequia o utopía/ varias ediciones

jueves, 8 de abril de 2010

¿Vacancia o no? Cuando la democracia se convierte en un chiquero


No sé si pedir la vacancia es un paso adecuado y constitucionalmente posible pero en todo caso es un imperativo ético. Estamos asqueados de este régimen donde se mata pobres por centenas y se amasa fortunas ilícitas con total impunidad, donde se chuponea, se miente, se roba, y se adultera y donde la corrupción se encarna en toda la política y mancha desde el bufete presidencial hasta el ultimo juzgado de instrucción. Lo grave es que nos estamos acostumbrando al hedor del porquerizo, y a la depreciación cotidiana de la democracia. Salvo un puñado de gente decente, arrinconada por tanta podredumbre, los políticos, parlamentarios y jefes de las instituciones “tutelares” son unos puercos gángsters. Basta ver el prontuario de Kouri, la cara congelada y silente de Castañeda Lossio anhelando el botín del metropolitano, el balbuceante y culposo perfil de Villa Stein, los rostros porcinos de Velazquez Quesquén, Del Castillo o Keiko tratando de justificar lo injustificable, para entender que todos son una piara de delincuentes que anidan en las pocilgas del apro- fujimontesinismo.

¿Puede existir una democracia con un poder judicial, una policía y un ministerio público que se dedican a falsear las pruebas que comprometen al más alto nivel del ejecutivo en millonarios negociados con los recursos públicos? (En los computadores de BTR hay pruebas de por lo menos 20 faenones similares a los “inocuos” petroaudios). ¿Tiene sentido acaso que mencionemos la palabra legalidad cuando Crousillat anda suelto para capturar judicialmente los medios de comunicación cuya línea vendió a Montesinos por casi 100 millones de soles, además de comprar indultos y amparos? ¿Es posible hablar del respeto a la constitución cuando Alan García carga 70 cadáveres sobre sus espaldas, de pobres peruanos cuyo único delito fue sumarse a legítimas luchas sociales contra la injusticia sempiterna y leyes bastardas que nunca les fueron consultadas?. Reconocerán los deudos y compañeros de los 6 mineros informales caídos en Chala, que esta democracia es el mejor de los reinos? ¿Podemos aceptar con un mínimo de cordura que la lucha contra la pobreza avanza cuando Telefónica y las grandes mineras, amparados en leoninos contratos y fraccionamientos ilícitos, deben 6000 mil millones de soles en impuestos, con los cuales se podría reconstruir los pueblos arrasados por las ultimas inundaciones? ¿No es que no había plata para pagar a la policía y a los jubilados?

En fin, no sé si es procedente la vacancia pero mi indignación está por ella. García está inhabilitado moralmente. No puede ser mi presidente un asesino y un corrupto.

Y mi perdón a los cerdos por usarlos de metáfora.

domingo, 28 de febrero de 2010

Chile: el terremoto puso fin a la ilusión

La historia se repite. terremoto de Valdivia de 1960. 9.5 grados Richter,


Es cierto. Chile no es Haití. Los casi mil muertos no tienen comparación con los 200 mil haitianos que murieron hace 50 días. Pero los desastres tienen la osadía de mostrar todas las fracturas de una sociedad. El terremoto de la madrugada del sábado de 8.8 grados en la escala de Richter está desnudando los límites de sus instituciones y las estructuras económicas y sociales del Mapocho.


En primer lugar Chile no estaba tan integrado como se pensaba. Las carreteras y puentes colapsaron en un área de casi 800 kilómetros y el abastecimiento energético, el gran problema del país del sur, tiene a los damnificados a oscuras y sin comunicación con el mundo. Las televisoras, radios y telefónicas no pueden funcionar en medio del desastre, lo que hizo creer que los daños en un primer momento eran muchísimo menores. Es curioso. La magnitud de la catástrofe de Pisco e Ica se supo mucho antes que el de Concepción ( a sólo 450 kilómetros de la capital), pese a la modernidad de la que Chile ha presumido. De otro lado la improvisación de la primera hora de autoridades y gobernantes ha puesto sobre el tapete los limites del estado chileno, y de sus fuerzas armadas, que desoyeron las alertas de tsunami y causaron la muerte de cientos de personas en las caletas e islas de la franja costera. Las víctimas de Constitución, Juan Fernández, Robinson Crusoe, y Talcahuano son producto de la inacción de la marina chilena y del ministerio de defensa, que no tomaron las providencias del caso en las horas que siguieron al terremoto.


De otro lado la soberbia es mala consejera. Ayer el canciller Mariano Fernández desechó la ayuda internacional mientras hoy hordas de damnificados asaltaban los supermercados y tiendas de Concepción y Temuco. Chile no es Santiago, señores gobernantes. Los dos millones de damnificados y el medio millón de viviendas destruidas son la evidencia viva de que los sectores más pobres de Chile no tenían edificaciones antisísmicas ni una cobertura adecuada de servicios públicos.


El modelo chileno al desarrollo también ha colapsado con el terremoto. Las hondas desigualdades salen a flote. Y si no ha habido más víctimas eso se debe a las normas constructivas que se tomaron en esa área de Chile luego de 1960, tras el desvastador terremoto de Valdivia, de 9.5 grados Richter, el mas grande del hemisferio occidental.


Las perdidas al cierre del domingo, se calculan en cuarenta mil millones de dólares, un 20 por ciento del PBI chileno. Todo lo cual es un pésimo augurio para el mandato del empresario Sebastian Piñera. El milagro chileno ha llegado a su fin. Los saqueos de hoy son prueba elocuente de ello. Chile ya nunca será el mismo.

jueves, 18 de febrero de 2010

El poder judicial: radiografía de las cucarachas

Qué asco. El poder judicial se ha convertido en el desagüe del APRA y del fujimorismo. Basta leer las noticias de hoy para confirmarlo. Además de desaprobar al probo Avelino Guillén, aquel que condujo la acusación fiscal contra Fujimori, se suman hoy tres gravísimas denuncias cada una más excrementicia que la otra. Un fotógrafo de Caretas fue amenazado a punta de revolver por el juez Rosales, sí ese mismo que planteo la restitución inmediata de Javier Ríos, el yunta de Mantilla, en el Tribunal Constitucional. Pero también el fiscal Tomas Gálvez ha destapado un asqueroso caso de coima en la elección de los próximos fiscales supremos. ¿O tienes poder político o tienes poder económico? le dijo un miembro del Consejo Nacional de la Magistratura cuando Gálvez fue a preguntar sobre sus opciones en el examen de ascenso. Así se maneja el ente encargado de impartir justicia. Con guita o con carnet. A punta de cutra o sometiéndose al designio del poder político. Recordemos además que hace dos días quedó en evidencia la manipulación de jueces emprendida por el presidente de la Corte de Lima, Vega Vega, para impedir la acción de amparo exigida por la administración de canal contra el regreso de los Crousillat. El APRA quiere un canal 4 a su medida.

CUCARACHAS Y CUCARACHONES

Detrás de toda esta podredumbre, están obviamente el APRA y el fujimorismo que recuperaron el control del poder judicial, aprovechando la desidia de Toledo y el interés de Alan por comprar impunidades y hacerse de un poder tan omnívoro como su hambre.

Fuentes consultadas nos revelan que el operador político de todas estas movidas judiciales, no sería otro que Agustín Mantilla, el hacedor desde siempre de los trabajos sucios del apra, que ha articulado una alianza entre jueces apristas y fujimoristas. Su ficha más importante es nada menos que Cesar Vega Vega, militante aprista que sigue asistiendo a encuentros de su partido, pese a ser juez y presidente de la corte superior de Lima. También es miembro destacado de la argolla de la Universidad Alas Peruanas, institución que le organizo un pantagruélico banquete en el Lawn Tennis, para torcer a su favor una serie de juicios pendientes. Vega Vega tiene un verdadero listado de ilicitudes en la función jurisdiccional, pero maneja a la OCMA a su antojo. Y no ha ocultado sus turbias amistades con mafiosos consumados: Duthurburu, los Winter, los Wolfenson y también ahora de los Crousillat.

Villa Stein, que alguna vez fue mandadero de Montesinos y liberador de los Wolfenson, y del execrable Alberto Kouri, así como patrocinador de Calmell del Solar, es la cara visible y oficial de esta negra alianza, no siempre fácil ni lubricada. Villa Stein, qué duda cabe, exige reciprocidad a los apristas. Te cambio la impunidad de los petroaudios por el canal cuatro. Así funcionan estos tratos. Una permuta, señor juez. Hacemos que no valgan como prueba si liberamos al general Chacón o a la anciana Blanca Nélida Colán. No, no estoy bromeando, ni haciendo ejercicios literarios. La comunión entre el APRA y las huestes de Keiko es digna de Piedras Gordas. Luego Aurelio Pastor se encarga de formalizar todo mediante resolución ministerial. El tarapotino es otra de las bisagras entre Alfonso Ugarte y la DIROES. Recordemos nomás que Pastor renuncio durante años al APRA para erigirse en secretario de Rolando Reátegui, un fujimorista cercano al narcotráfico, y hallado culpable por el caso de las firmas falsas de Vamos Vecino. Por decir lo menos los nexos de Pastor son bastante tenebrosos.

El narcotráfico también hundiría sus tentáculos en el poder judicial. Hace poco el Comercio denunció que personajes de dudosa reputación como Fernando O'Phelan, muy cercano al ex asesor Vladimiro Montesinos, y Ruth Monge, una ex jueza que luego fue abogada de Aerocontinente y del narcotraficante Fernando Zevallos, forman parte de su gabinete de asesores. No sería extraño que la absolución del pucallpino Luis Valdez, connotado socio del Lunarejo, hubiera sido digitada a través de esta conexión.

Encima Villa Stein, pretende dar clases de jurisprudencia en medio del lodazal. Hace pocos días hizo un verdadero papelón en el Congreso, cuando fue a exigir la inmediata restitución de Javier Ríos, sin percatarse de que el juez Rosales, el mismo de la pistolita apuntado al periodista de Caretas, ya había reculado.

En suma, las cucarachas infectan el poder judicial. No se trata de cucarachitas de cocina sino de unas tan grandes como la Apthoroblattina, un monstruo del Pérmico de hace 300 millones de años, que medía 50 centímetros de largo y que le dio nombre a toda una edad geológica. Urge pues una desinfección total del estado, comenzando por los órganos encargados de impartir justicia.

Manual de fumigación de cucarachas. Una receta casera

Eliminar cucarachas es más fácil de lo que uno piensa. No hacen falta venenos ni brujerías. Todo lo que necesitas es un bote de ácido bórico, cuatro tazas de harina, una lata de leche condensada y dos tazas de agua. Use guantes y mascarilla. Vierta todos los ingredientes en un recipiente plástico. Amase todos los ingredientes y forme pequeñas bolitas. Coloque estas bolitas en los lugares donde hay más cucarachas. Cuando las cucarachas miren estas bolitas, les dará hambre y se las comerán, lamida tras lamida.

¿QUÉ HACER?

De verdad que provoca echarle ácido bórico al poder judicial. Salvo honrosas excepciones como las de Avelino Guillén, el juez San Martín y unos pocos más, las autoridades actuales son de la misma calaña que en la época Rodríguez Medrano y Montesinos. Y del Consejo Nacional de la Magistratura, que elige, promueve y capacita a los jueces, que ni se diga. Es un nido de orthópteros alados. Mansilla, Edmundo Peláez (no confundirlo con su hermano que es un hombre decente) y la camarilla de Delgado de la Flor en la Asociación Nacional de Rectores ha convertido esta institución en una caterva de apristas y fujimoristas, solapados y argolleros. El Consejo Nacional de la Magistratura con estos manejos fraudulentos de los exàmenes de jueces ha quedado totalmente deslegitimado y seria mejor disolverlo también.

Lo cierto es que desmontar toda esta organización de insectos nocturnos y aleves solo es posible a través de una nueva Constitución. Los jueces necesitan ser seleccionados por sufragio popular y universal, unica garantía de solvencia y moralidad. Pero para eso necesitamos que un frente por la decencia gane las elecciones. Sobre Humala, Arana y Susana Villaran recae esa enorme responsabilidad. La gente del pueblo, progre, caviar, sensible y honesta exige que se unan. Que declinen sus ambiciones y aúnen esfuerzos para rescatar el país de tanta inmundicia. Desoír este mandato es entregar el Perú otra vez a las cucarachas de fujimorismo y de la mafia, que hoy tienen a Alan, Kouri y Castañeda como sus principales especímenes.

Una pregunta suelta a Susana Villarán: ¿Sabías que los militantes de Fuerza Social en Barranco están haciendo alianza política con el inepto Mezarina que planea reelegirse como furgón de Alex Kouri?

martes, 9 de febrero de 2010

La escena política es una cloaca


La corrosión moral que carcome el sistema político y el estado está llegando a límites nauseabundos. Para ello basta leer los titulares de hoy. El tribunal constitucional aprueba el indigno TLC con Chile, una sala de la corte suprema absuelve al narcotraficante y asesino pucallpino Luis Valdez, y el caso Ariza se ventilará en el fuero militar para limpiar a algunos oficiales de la FAP. Las secretarias del Congreso ganan 8 mil soles mensuales tras las prebendas de Luis Alva Castro, mientras los policías y militares de baja graduación se mueren de hambre, porque no hay plata en las arcas fiscales. Claro cómo va a haber si Del Castillo y Alan les regalaron a los mineros 5 mil millones de dólares al no cobrarles regalías entre el 2006 y el 2009. Hoy en el Perú ningún rico paga impuestos. No los toquen, las inversiones futuras se pueden alejar. Y mientras tanto medio país esta por debajo de la línea de pobreza y no hay recursos para atender a los damnificados por lluvias y desbordes.


El desastre ético también ha llegado a los hospitales de Essalud donde se mutilan, amputan y descerebran a los pacientes. El presidente de esa institución maloliente, Fernando Barrios, intenta pasar piola y le echa la culpa a los médicos con la venia del señor presidente. La premisa es organizar un SOAT médico para beneficio de las aseguradoras, y ocultar que la seguridad social es una carnicería y que nadie valida la formación de los médicos salidos de universidades de medio pelo. ¿Dónde se formaron los medicuchos del Sabogal? Nadie lo dice, pero es evidente que salieron de algún remedo de Alas Peruanas y de eso tiene la culpa también la Asociación Nacional de Rectores y el degradado ministerio de Educación.


No son mejores los periódicos de ayer. Los apristas se sacan los ojos antes de su congreso y la democracia del cuchillo impera en Alfonso Ugarte. Por otro lado, Kouri se erige sin vergüenza alguna en el dios del transfuguismo para terminar convirtiendo las elecciones municipales en una cloaca. Parece que no le bastó cutrear con la vía expresa de la Faucett. Ahora quiere enriquecerse con toda Lima. Un verdadero paraíso para este delincuente digno de los barracones de la política.


No muy distinta es la altura moral de Castañeda, que hizo su capital originario en el antiguo IPSS y que hoy ve como fuente de acumulación personal al municipio metropolitano. Los negociados con la empresa fantasma Commodore por 36 millones de soles son indignantes pero nadie dice nada. El inefable mudo cuenta con mayoría en el Concejo y ninguna investigación honrada podemos esperar del podrido Congreso. El propio metropolitano es una enorme fuente de corrupción, de ineficiencia y de desprecio a los vecinos, comenzando con los ómnibus chinos que están sobrevaluados y seguramente se malograrán a cada esquina. Ya sabemos lo que nos espera de un futuro gobierno del despreciable alcalde que viene destrozando Barranco.


En tanto, el tremendo juez de los tremendos petroaudios sigue perdiendo, escondiendo y alterando pruebas del caso más emblemático de la cochinada aprista. Ni qué decir del impresentable Aurelio Pastor que ha vuelto las cárceles una coladera y que indulta a broadcasters mafiosos con mentiras dizque humanitarias, para preparar la liberación de Fujimori y recuperar América TV para la mafia.


La hez social parece estar apropiándose de todos los resortes del poder. Ya que la gente decente tiene remilgos con la política, el lumpen -que otra cosa es Kouri-, se adueña del escenario. El efecto disolvente de la impunidad de los de arriba se va filtrando en todos los intersticios de la vida nacional. Basta ver las bandas del norte, el pandillaje y el sicariato que se va extendiendo entre todos los niveles sociales. Se trata de un horizonte cada vez mas parecido al que describe Fernando Vallejo en “La virgen de los sicarios”. El enriquecimiento ilícito como madre de la vida social, gracias al culto neoliberal del dinero, el lavado de activos y el todo vale, como tan bien los ejemplifica el petrimetre de Francis Allison.


La sensación de que la ley no castiga el robo, la ineptitud, la negligencia punible y hasta el asesinato no hace sino ahondar la putrefacción. Que democracia puede haber si el ciudadano esta indefenso ante el mafioso y el asesino, ante el mentiroso y el ladrón. Qué mística puede haber si la patria se ha convertido en un albañal y el destino histórico ha sido hipotecado al TLC con Chile, lo cual nos hará perder nuestro mar en La Haya y hasta el hito Concordia, a despecho de un canciller sin dos dedos de frente, que se desgañita en loas a Sebastian Piñera, en tanto Chile prepara la contraofensiva tratando de llevar nuestros diferendos limítrofes al arbitraje norteamericano.


Me podrán decir que no toda la derecha es corrupta e inepta y es cierto. Tenemos a algunos como Jaime Bayly que tienen ideas interesantes pero que en los últimos días se ha dedicado a desacreditar su programa con entrevistas a chicas trepadoras de ocasión, mediante el ejercicio de la frivolidad más ramplona. La tentación del ridículo que lo acompaña desde siempre será su perdición.


En fin, el nivel de putrefacción al que nos ha llevado este gobierno tiene el gesto torcido de Aurelio Pastor, los dientes de Mulder, la baqueana hipocresía de Yehude Simon, las amistades de Del Castillo, la gordura inescrupulosa de Alan, las manos sucias de Kouri y el mal aliento de Castañeda, y obviamente las finas sotanas cagadas de Cipriani.


¿No hay formas de resistencia civil frente a tanta basura? ¿Dónde esta la gente asqueada de tanto excremento? ¿No podría el humalismo retirarse del sucio Congreso? ¿Qué esperan el cura Arana y Susana Villarán para unirse en un frente por la decencia con Ollanta, en lugar de estar alimentando roedoras ambiciones? Baldeemos las plazas, enjuaguemos de nuevo la bandera, desinfectemos y alejémonos de esa gran defecadora que es la clase política tradicional, porque estamos hasta el culo, pese a los índices del INEI, fraudulentos como todo. El aprismo -esa mezcla de mediocridad, ineficiencia y latrocinio-, y sus aliados han terminado de socavar la democracia peruana.

lunes, 18 de enero de 2010

Con Mario en Paracas

Qué tiempos aquellos, Mario.
La siempre frívola y bien informada Caretas, nos trae en el último suplemento Ellos y Ellas, una columna imprescindible para entender a nuestras bienamadas clases dirigentes. La fiesta de año nuevo en el Hotel Libertador de Paracas congregó a lo más graneado de nuestro mundo social. Empresarios, políticos, capitostes de los medios, y albos lavanderos, en fin la socialité de Lima disfrutó de la gran fiesta bajo la sombra patriarcal de nuestro laureado Vargas Llosa. Todos acudieron en sus yates, veleros y catamaranes a disfrutar de una inolvidable nochevieja y se alojaron en modestas suites de 1500 dólares.

A las nueve de la noche, los enormes salones y jardines comenzaron a llenarse de la distinguida concurrencia. Dior, Versace, Dolce & Gabanna vestían a las damas, mientras los caballeros llevaban frescos ternos de lino blanco. Sutiles entremeses acompañaron los primeros whiskies JW, etiqueta dorada. Pasadas las 10 de la noche se sirvió la cena preparada por el destacado chef Felipe Ossio, quien le dio el toque nacional de nuestra culinaria a jugosos salmones chilenos, y a magníficas langostas traídas desde las lejanas islas de Juan Fernández, todo bien rociado de vinos franceses e italianos. Las mesas estaban engalanadas con cristales de Bohemia, porcelana de Sevrès y cubertería de plata antigua. Mientras los comensales degustaban los postres, una peruanísima Pierina Less interpretó What a wonderful world, nada mejor para la ocasión.

Al filo de la medianoche se podía ver a Mario compartiendo la mesa con el embajador norteamericano Michael McKinley y señora, su primo el cineasta Luis Llosa y su familia política chilena. Se les oyó hablar sobre el museo de la memoria y el próximo apoyo del famoso escritor a la campaña de Sebastian Piñera, iniciativa que José Lolas aplaudió haciendo tintinear los hielos de su vaso.

A pocos metros cientos de damnificados del terremoto de Pisco, en sus harapientas carpas, se deleitaban contemplando los fuegos de artificio.

Nota de redacción.- El aguadito de pato de rigor fue servido al amanecer para apaciguar la resaca, aunque la alegría se extendió hasta el desayuno-buffet compuesto de café, panecillos diversos y lechones confitados, que se ofrecía al pie de la piscina.